MANTUVIERON A SUS PROPIOS HIJOS EN CAUTIVERIO

ESCALOFRIANTE, MANTUVIERON A SUS PROPIOS HIJOS EN CAUTIVERIO.

Seguramente la palabra “cautiverio” te haría pensar en tiempos antiguos de barbaros salvajes, o en un cruel campo de concentración, sin embargo, David Allen Turpin y Louise Anna Turpin,  mantenían a sus 13 hijos encadenados y con candados. Ellos pasaban desapercibidos viviendo en una casa de apariencia normal, en un barrio de clase media en Perris, una pequeña localidad de California a la que llegaron en el 2010.

Es cómo una película de terror. Pero desafortunadamente esas locuras ocurren hoy en día. Se trata de un caso real, recién descubierto por las autoridades apenas el 14 de enero pasado, gracias a una chica de 17 años que logró escapar y llamar a las autoridades.  Un detalle increíble es que siete de ellos son mayores de edad, uno de 29 años. La menor tiene tan solo 2 años, todos estaban atados a camas en una habitación obscura, que tenía un olor nauseabundo.

Los Policías al ver a la adolescente, creyeron que era una niña de 10 años, debido al deterioro físico que presentaba. Ambos “progenitores” fueron acusados de tortura y abuso infantil. Cuando los cuestionaron por sus actos, ellos fueron incapaces de “brindar inmediatamente una explicación razonable sobre por qué tenían a los chicos sujetos de esa manera”. No se sabe cuánto tiempo los mantuvieron en esas condiciones inhumanas. La dirección de su vivienda figuraba como un “centro de estudios privado”, en el cual David Turpin, era el director.

Una de las vecinas informó que ambos adultos tenían conductas extrañas, que evitaban socializar y que todos sus hijos estaban muy pálidos y que jamás salían.

Lamentablemente no es el único caso real similar. Elisabeth Fritzl es una mujer que permaneció prisionera en el sótano de su casa sufriendo abusos durante 24 años, por su propio padre, con quien tuvo 7 hijos, él es conocido como el “monstruo de Amstetten”, su caso fue descubierto en 2008.  Inspiró varias canciones, entre ellas una del grupo Rammstein.  La película “La habitación” de 2015 también está basada en ese terrorífico testimonio.

Otro caso es el de Natascha Kampusch que fue secuestrada por un desconocido siendo una niña y permaneció cautiva por 8 años hasta el 2006, hay una adaptación al cine que te pondrá los pelos de punta. Se llama 3096 días.

Casos espantosamente reales ¿Qué piensas sobre esto? Escribe tu opinión en los comentarios.

También te puede interesar...

CLOSE
CLOSE