LAS ESCALOFRIANTES HISTORIAS DE NUESTRAS PRINCESAS DISNEY

 

COSMOPOLIS CINE 

 

LAS ESCALOFRIANTES  HISTORIAS DETRÁS DE NUESTRAS ADORADAS PRINCESAS DE DISNEY

 

Walt Disney nos vendió la idea de un mundo feliz, infantil y dulce, en donde todo se encuentra pintado de rosa, pero sus ideas en realidad están basadas en cuentos escalofriantes y que no eran aptos para un público infantil precisamente. Las princesas de Disney esconden orígenes más obscuros de lo que imaginas.

*CENICIENTA.

 

En la verdadera historia escrita por los hermanos Grimm cuenta que una de las hermanastras de cenicienta se cortó parte de los talones y la otra se mutiló parte de sus dedos en un desesperado intento de que el pie de una de ellas pudiera entrar en la zapatilla de cristal.

Afortunadamente Cenicienta logra demostrar que ella es la verdadera elegida. Sin embargo no todo es un final feliz, sus hermanastras acuden a su boda y unos pájaros les sacan los ojos. Los hermanos Grimm siempre le ponían un toque macabro y sangriento a sus cuentos, ¿Verdad?

 

*BLANCA NIEVES Y LOS SIETE ENANITOS.

De nueva cuenta tenemos una historia escrita por los hermanos Grimm, las cosas resultan bien para Blanca Nieves, pero su malvada madrastra sufre una muerte espeluznante. Los enanitos la obligan a usar unos zapatos de hierro hirviendo al rojo vivo y la hacen bailar hasta que muera. Lo dicho, los hermanos Grimm tenían un humor bastante extraño y retorcido.

 

*RAPUNZEL.

Los hermanos Grimm también son la mente creativa detrás de esta historia, pero la idea de que Rapunzel lograra escapar de la torre no fue de ellos. En el cuento original Rapunzel es prisionera, aparece un caballero andante con la intensión de rescatarla, pero no lo consigue ya que la bruja que mantiene cautiva a Rapunzel lo hace caer sobre unas espinas. Queda ciego y para su fortuna las lágrimas de Rapunzel lo curan, pero no logran salir de la torre, se quedan a vivir ahí por siempre alimentándose de aves que cazan. Hay quienes podrían pensar que es un final feliz, pero ¿Quedarse encerrados de por vida en una torre? Seguro terminaron odiándose.

 

*LA SIRENITA, UNA DE LAS HISTORIAS MÁS TRISTES.

Ariel siempre ha anhelado salir a la superficie y conocer el mundo humano, una bruja concede su deseo: le dará piernas pero a cambio de su voz, y eso no es todo: caminar tendrá un costo muy alto para ella, será como andar sobre cristales afilados. Ella salva al príncipe, sin embargo, él jamás logra recordarla y se casa con otra mujer, quien cree fue su salvadora. En su condición de muda

jamás puede hacerle saber la verdad. Lo sé, es demasiado frustrante. La única forma en la que podría volver a ser una sirena sería matando al principie, pero ella prefiere arrojarse al mar, encontrando así su final, convertida en espuma.

 

*LA BELLA DURMIENTE

 

La versión de los hermanos Grimm es muy sombría y cruel, deja de lado cualquier toque de romanticismo. Aquí no hay nada de valientes caballeros andantes. La princesa dormida es encontrada por un cazador que la viola y se marcha. No es lo que esperabas, ¿cierto?

 

Sorprendente, ¿Alguna vez te imaginaste cómo eran estos cuentos originalmente? No cabe duda que Disney ha sabido convertir estas historias en dulces e inocentes y que la versión moderna, carente de todo ese fondo descarnado, siempre será nuestra favorita.

También te puede interesar...

CLOSE
CLOSE