BESAR A TUS MASCOTAS PUEDE SER PELIGROSO

 

BESAR A TUS MASCOTAS PUEDE SER PELIGROSO

Darle muestras de amor a nuestra mascota es lo más natural del mundo, ellos se convierten en parte de nuestra vida y roban nuestro corazón, es por eso, y como muestras del cariño que les tenemos, que algunas personas acostumbran besar a sus gatos o perros en la boca, y es muy común que en el caso de los perros, ellos respondan dando lamidas en la cara u otras partes del cuerpo de su dueño. Muchos podrían pensar que esta es una forma de demostrarnos que también nos quieren y que corresponden a nuestras atenciones y mimos, sin embargo eso no es así.

Juan David Mora, médico veterinario y zootecnista de la Universidad de la Amazonía, declaró “dejarse lamer la cara o darle besos a la mascota no es un comportamiento normal. Para los animales esta actividad no es una demostración de afecto sino un simple acto de acicalamiento”.

En realidad, esas muestras de “cariño” podrían ocasionar enfermedades indeseadas.

Un estudio publicado por la University of California, reveló que besar a tus mascotas en la boca puede provocar zoonosis; enfermedades de animales que son trasmitidas al hombre por medio de fluidos, hongos, bacterias o virus. Sin embargo también puede ocurrir lo contrario, los humanos podemos contagiar a los animales de enfermedades, esto se denomina como antropozoonosis.

John Oxford, profesor emérito de virología y bacteriología de la Universidad Queen Mary de Londres, comentó que no todas las enfermedades de los animales afectan a los humanos, pero hay unas que sí y que podrían ser muy graves para algunas personas, nos pueden contagiar tiña, rabia, y toxoplasmosis, también la dermatofitosis y el áscaris.

Las bacterias que más causan enfermedades en los humanos  son la salmonella, clostridium, E. coli y campylobacter. Además es muy común que las personas se contagien de parásitos intestinales ya que el contacto con la saliva engloba en mayor parte el riesgo, y esto puede complicarse si no se detecta a tiempo.

Esto es debido a que los animales están en contacto cercano con el suelo y por lo tanto con diversas bacterias de las que pueden infectarse mientras pasean.

Pablo Lillo, Médico del Hospital Clínico de la Escuela de Medicina Veterinaria de la Universidad Andrés Bello comentó a cerca de varios animales domésticos “su hábito de higiene es lamer la zona perianal por lo que los parásitos podrían quedar en el pelaje”.

Lo recomendable es evitar el contacto con la saliva y la boca de nuestras mascotas, sin embargo, esto no nos asegura que no haya una probabilidad de contagio,  debemos lavar nuestras manos después de una sesión de caricias y antes de ingerir nuestros alimentos, pero eso no es todo, los cuidados no son solo para nosotros.

Es importante procurar que nuestras mascotas cuenten con sus tratamientos antiparasitarios y vacunas correspondientes, además de conservar su higiene bañándolas periódicamente, mantener los recipientes donde se alimentan aseados, y desinfectar regularmente las áreas donde suelen jugar y sus objetos de uso diario.

Los ambientes limpios son un beneficio tanto para ti como para tu mascota y reducen notablemente el contagio de enfermedades.

Tener una mascota es una gran responsabilidad, escribe tu opinión en los comentarios.

También te puede interesar...

CLOSE
CLOSE